Análisis The Walking Dead: A New Frontier

The Walking Dead es sin duda la serie más aclamada y exitosa que tiene Telltale, desde sus inicios en 2012 su sistema de juego y decisiones ha hecho que se ganen un merecido hueco en esta industria, y con razón, ya han pasado 3 años desde que la segunda temporada aterrizó en el mercado y a pesar de que lo tenía muy difícil por lo genial que fue la primera temporada supo estar a la altura, y ahora tras una larga espera Clementine vuelve a casa por Navidad, aunque con menos fuerza de la que se esperaba en The Walking Dead: A New Frontier.

The Walking Dead: A New Frontier sigue la estela de las anteriores temporadas manteniendo la fórmula de Telltale con su particular sistema de decisiones y giros de guión, y a pesar de que venga con un aspecto mejorado empiezan a notársele los años a esta jugabilidad tan particular.

Han pasado nada más y nada menos que 4 años desde nuestra aventura en busca de Wellington, y las cosas, por desgracia, no han mejorado mucho, tras cualquiera de los finales de la segunda temporada, Clementine pasará por una gran cantidad de incidentes que se nos irán contando mediante flashback conforme vaya avanzando la historia principal, y aquí es donde el juego empieza a flaquear, ya que el personaje más famoso y querido de esta saga pasa a ser ahora un simple personaje secundario.

La historia toma como plano principal el presente, pero en varias ocasiones tendremos que tomar decisiones de situaciones que han sucedido en el pasado y que dan forma al transcurso del episodio, en esta ocasión tendremos como protagonista a Javier, un chico latino de no más de 30 años que viaja con lo poco que le queda de su familia y juntos tendrán que buscar la forma de sobrevivir, lo típico en este juego, no quiero entrar en más detalles sobre la historia ya que cualquier anécdota adicional puede estropear la experiencia.

Una de las cosas a destacar es que por el momento las decisiones tomadas en la segunda temporada apenas tienen repercusión, solo cambian uno o dos flashbacks y no tiene pinta de que vayan a tener mucho más peso ya que se han quitado de encima muchas situaciones importantes de forma un tanto discutible.

Los episodios son bastante más cortos que en temporadas pasadas y eso no hace más que poner un poco en duda de si esta temporada va a estar al nivel que las anteriores, el primer y segundo capítulo han durado poco más de una hora cada uno, y la verdad, saben a poco, no hay mucho que contar en tan poco tiempo si quieren que profundicemos con los nuevos personajes y eso acaba por pasarle factura a la historia, como aliciente aquellos que sigan la serie de televisión o que lean los cómics tendrán más de una sorpresa en esta temporada.

En el apartado técnico en cambio se ha podido ver una grandísima mejora, el modelado de los personajes es mucho más proporcionado y realista, sí que es cierto que el estilo cómic tenía su encanto en las anteriores temporadas, pero se quedaba un poco atrás en el tema de las expresiones faciales que eran muy forzadas y a veces confusas, a pesar de tener un mayor realismo se han respetado las líneas de cómic que recubren a los personajes y objetos para que mantengan la misma línea.

Los efectos de luz también han sido mejorados y el ambiente en general es mucho más natural, sabemos que esto no es lo más importante en un juego de este estilo, pero se agradece bastante este cambio, ya que el juego deja estampas bastante bonitas. El apartado sonoro también se ha cuidado con mucho mimo, la banda sonora tiene temas muy interesantes y en los pocos momentos de calma que tenemos podemos oír una gran cantidad de sonidos de fondo que ayudan a meternos en la atmósfera del juego.

Es difícil adelantar nada habiendo jugado solamente 2 de los 5 capítulos de la temporada, pero de primeras es todo una pequeña decepción, el hecho de que Clementine pase a un plano secundario y sea sustituida por un personaje muy común y plano no me termina de convencer, por otro lado la duración de cada capítulo es de chiste, en anteriores temporadas era difícil que bajasen de las 3 horas.

Sí que es cierto que en tema de jugabilidad está muy bien, el sistema de decisiones es como estamos acostumbrados y los giros de guión lo hacen bastante entretenido, pero al ser tan cortos los capítulos no hay mucho en lo que profundizar y se hacen muy lineales.

Habrá que esperar a que saquen más capítulos, pero por mi parte espero que la historia empiece a tomar varios caminos y no se limite a un solo final con varios “sustos” de por medio, hay personajes interesantes pero apenas tienen oportunidad de demostrarlo y eso me saca un poco del juego.

Oplatan

Oplatan

Amante de los videojuegos desde que tengo memoria, que nunca le dice que no a un cooperativo, muy fan de los survival horror y de los juegos de rol y policonsolero a jornada completa ya que no me gusta privarme de ningún exclusivo. Entusiasta del cine y de la pintura desde que tengo uso de razón.
Oplatan

Latest posts by Oplatan (see all)

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Pin on Pinterest0Email this to someone

Entradas relacionadas: