Wonder Boy III: The Dragon’s Trap ¡Tienes que probarlo!

Si hay algún juego del que tengo orgullo de haber jugado y poseído en mi Master System II, no era otro que la aventura de Wonder Boy III: Dragon’s Trap. Hoy quiero hacer mi pequeño homenaje a este JUEGAZO, juegazo que todavía es disfrutable como la impresionante aventura que es, con geniales ideas para una 8 Bits, y una banda sonora de alucine.

Excelente juego que supe elegir entre un tumulto de carátulas de Master System. Sí, sí, ya sabéis, esas con un fondo cuadrículado blanco, donde sobreponían cualquier arte feote que a veces poco tiene que ver con el juego. En este caso, aunque el estilo era feísimo, al menos acertaron con los monstruos y el color de pelo de nuestro protagonista. Por suerte al otro lado de la carátula me encontraba el siguiente prólogo:

Sobre Wonder Boy ha caído una maldición. Ha herido mortalmente a la horrible bestia, pero el aliento de ésta ha convertido a nuestro héroe en un hombre-lagarto. El joven luchador tiene que buscar la Cruz de la Salamandra, lo único que puede devolverle su forma original…¿podrá encontrarla?

Vale, vale, suena bien, luego en el juego me la pueden colar, pero todavía hoy me gusta de vez en cuando mirar a ver que ponen en las contracarátulas de los juegos. Por desgracia ahora se lleva más poner notas de las principales revistas en grande, más que engancharte con una introducción que llame a tu instinto aventurero. ¿Ponemos un poco de música para continuar?

Sí, esta es la excelente banda sonora de Wonder Boy III: The Dragon’s Trap que invita a superar todos los peligros de “Monster Land”. Multitud de temas épicos que demuestran una vez más que con las 8 bits se podían hacer unas melodías realmente gloriosas. Si queréis ir por faena os recomiendo especialmente “Side-Crawlers Dance”, “The Last Dungeon”, “Monster-Town” o “The Monster Lairs”, de la que me suena que algún grupo favorito mío se ha podido inspirar un poquito (Muse- Time is running out). Quedan pocos títulos en la OST para nombrar, y realmente ninguno tiene desperdicio, así que seguid escuchando y seguimos.
Técnicamente como véis en las imágenes y videos, el juego tenía una identidad inconfundible. En realidad toda la saga tenía un gran carisma, con enemigos muy reconocibles y escenarios variados. Creo que no peca en nada y estaremos de acuerdo que el colorido y variedad para ser una Master System es de diez (y casi 16 bits).
En cuánto a su jugabilidad, el juego rozaba toda las profundidad que pueden alcanzar los juegos laterales explotando a tope las 2 dimensiones a la hora de explorar. Comenzando como un héroe humano vas sufriendo transformaciones en diversos animales con distintas habilidades, que más adelante podrás intercambiar para sobrepasar con éxito las zonas. Sus habilidades son esenciales, y entre ellas están el buceo, caminar por paredes especiales, volar, etc.
¿Estamos hablando de un juego de primeros de los 90? Ese momento en el que guardabas partida con un password que apuntabas en una libretita en tu escritorio decía que sí. Toda esa variedad que comento le daba al juego una exquisita profundidad, añadiéndole la recolecta de monedas para comprar mejores armas, armaduras y escudos, y pócimas y corazones para recuperar o extender nuestra vida.
La libertad total de ir hacia adelante y hacia atrás en todo momento, le da esa vitalidad (y durabilidad) al juego de perderte hasta encontrar la puerta que no encontraste, o simplemente encontrar un cofre con muchas monedas, o una tienda con la espada que necesitabas para matar a cierto enemigo.

 

Wonder Boy III: The Dragons Trap fue publicado originalmente en Master System en 1989, posteriormente en 1991 se hizo un port con rediseño de personajes para PC Engine de parte de Hudson soft, llamado en Japón Adventure Island y en Occidente Dragon’s Curse. También en el año 92, Game Gear demostraba su poderío obteniendo su propia reedición del juego.
Un juego por el que no pasan los años, y que hoy en día podrían perfectamente distribuir más allá de la Consola Virtual de Nintendo y triunfar entre los jóvenes aventureros de las dos dimensiones. Wonder Boy III: The Dragons Trap es una joya que no debes dejar pasar si tienes la oportunidad.
Sígueme en

Museboy

Como la mayoría de vosotros, crecí jugando a videojuegos y ahora, y desde 2011, intento transcribir toda la pasión por este mundo en La Fortaleza de LeChuck. Además de este mundillo también amo el de la tecnología, seguidme en Twitter y sabréis de que hablo.
Sígueme en

Latest posts by Museboy (see all)

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+2Pin on Pinterest0Email this to someone

Entradas relacionadas:

  • Shin

    Uno de mis favoritos de la consola, era divertidisimo y aun lo conservo, que es lo mejor.

    • Conservar este juego es algo que me encantaría, pero ni siquiera tengo la Master System en estos momentos :___

  • Para mi es sin ningún tipo de duda uno de los mejores juegos de toda la historia de los 8 bits, a la altura de juegazos como Super Mario Bros 3, Dragon Quest III, Metal Gear 2 o Blaster Master.

    • Sin ninguna duda gran Roy, sin ninguna duda 🙂

  • La Master System es una consola mítica con grandísimos juegos, pero tuvo las peores portadas de la historia.. ;P

    • Horripilantes. Ese fondo de cuadros como base de carátula era rollo PERDONA? xD