Análisis Dragon Age Inquisition

Es difícil hablar de Dragon Age Inquisition, un juego complejo e inmenso pero a la vez lleno de carencias. Nacido tras las cenizas de Dragon Age 2, y con la herencia del sistema de Mass Effect, Dragon Age Inquisition se ha coronado como GOTY 2014 pero ¿realmente es merecedor de tal galardón? Vamos a verlo.

dragon-age-inquisition-1

Hablemos de la saga

Mucha gente se pregunta si Dragon Age Inquisition se puede jugar sin haber tocado los anteriores, y la respuesta es sí, el juego se encarga de ponerte al día de los sucesos acontecidos en el pasado. Sin embargo, jugar al primero vale realmente la pena.

La saga Dragon Age nació un bonito 3 de noviembre de 2009 con Dragon Age: Origins, el cual nos demostró que Bioware, tras sus Baldur’s Gate, aún podía desarrollar RPGs impecables. El primero de la saga nos transportaba al continente de Thedas, concretamente a Ferelden, donde nuestro personaje tenía que salvar el mundo de La Ruina. El éxito fue rotundo y ese mismo año se alzó como GOTY. Más tarde volvería a repetir éxito con la sensacional expansión (que no DLC) El Despertar. Me desharía en halagos pero mejor leer el análisis.

dragon-age-origins

Tras unos años de desarrollo, llegó la esperada vuelta con Dragon Age 2, o lo que es lo mismo, la gran decepción. Un mapa minúsculo, un solo pueblo y la simplificación elevada a la máxima potencia. No entraré en detalles así que os remito también a mi análisis. Después de las quejas de la comunidad por la secuela, Bioware dijo que tomaría nota para hacer una nueva entrega digna.

Las primeras noticias del mundo abierto no gustaron, tampoco que se mostrara tan ARPG conociendo la trayectoria de Bioware, pero aun así no queríamos perder la esperanza. Por ahí asomaba Morrigan y Leliana de DA.O, Cassandra y Varric del 2 y otros personajes que parecían cuanto menos curiosos. Podía estar bien, debía estarlo.

A diferencia de Mass Effect, en la franquicia Dragon Age cada juego está protagonizado por un héroe distinto, por lo tanto, no son secuelas al uso y las decisiones no pesaron tanto de DA:O a DA2. Sin embargo, para conservar los cambios que afectan al universo y a algunos personajes, Dragon Age Inquisition viene acompañado del Dragon Age Keep, una herramienta web que nos permite construir un mundo a medida a partir de nuestras decisiones en los títulos anteriores.

Varios años después, tras cientos de videos e imágenes para levantar expectación, ha llegado Dragon Age Inquisition, una tercera parte que viene a reparar el fracaso pasado. Y bueno, lo tenía chupado.

Bienvenidos a la Inquisición

El juego da inicio con nuestro personaje huyendo en lo que parece ser el Velo. Allí, una figura femenina nos habla, pero en ese preciso momento despertamos aturdidos en un calabozo con un extraño poder que emana de nuestra mano. Frente a nosotros está Cassandra y Leliana, quienes nos informan que la máxima autoridad de la Capilla ha muerto en una terrible explosión y que en el cielo se ha abierto una enorme brecha. El mundo está sumido en el caos y Cassandra no tiene otra opción que instaurar La Inquisición.

dragon-age-inquisition-7

El desarrollo del juego es un tanto precipitado. Casi desde el minuto uno vamos a tener que reunir fuerzas de todo Thedas para luchar contra el mal, sin entender muy bien el porqué o si hay realmente necesidad de ello. Tras varias misiones, el juego coge un buen ritmo, sin embargo la trama hacia la mitad del juego se estanca y alarga innecesariamente.

En la narrativa de Dragon Age Inquisition es donde encontramos los principales problemas. El juego mezcla un puñado de conceptos del universo y viejos personajes y los esparce en un listado de misiones mal estructuradas dentro de un entorno vacío. Los sucesos bélicos y grupos hostiles que se relatan son poco creíbles, al igual que el malo, un personaje simplón rescatado de DA2 que rompe con la sensación de amenaza. No obstante, la historia despunta con algunos giros y momentos épicos y divertidos que nos devuelven la atención; en especial me gustó el del baile en el Palacio de Invierno.

El hecho de querer unir sucesos de anteriores juegos hace que recibamos nueva información del universo de Dragon Age que en ocasiones reescribirá sucesos de anteriores juegos, algo que personalmente hubiera preferido que no tocaran, ya que su uso es forzado y crea algunas incoherencias. Por poner un ejemplo, me pareció totalmente innecesario retomar el tema de los guardas grises.

Para los amantes del universo de Dragon Age y la buena lectura, el códice se amplia hasta límites insospechados. Cosas que en juegos anteriores tan solo se nombraban, recibirán un chute de información. Tendremos generosos detalles del imperio de Tevinter, de Orlais, de monstruos, personajes… Vamos, que el tiempo que no estéis coleccionando hierbas, minerales, constelaciones y calaveras en mapas grandes, lo pasaréis leyendo.

dragon-age-inquisition-8

Para amenizar los largos tiempos de carga, podremos leer varias páginas de códice

También tomaremos algunas decisiones importantes que afectarán al devenir de los hechos y pueden tener fatales consecuencias. Además, el juego tiene detalles encantadores como la bardo que toca y canta preciosas canciones de la banda sonora del juego en las tabernas, y los recuerdos entrañables de la saga de la mano de NPCs y personajes, como cuando dos individuos charlaban del héroe de Ferelden, casi se me cae la lagrimilla.

División de misiones

En Dragon Age Inquisition encontramos 3 tipos de misiones: principales, secundarias y operaciones.
Las misiones secundarias, y algunas de las principales, se desarrollan en los 10 áreas grandes. A medida que las recorremos, iremos descubriendo zonas al más puro estilo Skyrim (texto en pantalla) y añadiéndolas al dominio de la inquisición. En las áreas grandes, la experiencia se hace menos lineal y es aquí donde encontramos algunas de las novedades introducidas, como los objetos coleccionables, edificios, cuevas y campamentos improvisados de enemigos aleatorios que después de morir reaparecen. Mientras exploraba estos enormes territorios me preguntaba si de verdad desbloquearlo todo me reportaba algún beneficio, ya que las áreas se sientes vacías y desaprovechadas, sin apenas pueblos o ciudadanos para interactuar, tan solo recolección y enemigos aleatorios. Y es que la gracia de la exploración es dar con pueblos, conocer gentes que nos ofrezcan misiones interesantes y otras sorpresas que recompensen al aventurero, pero Inquisition carece de todo ello y nos hace preguntarnos si realmente vale la pena explorar más allá de las zonas de misión.

Para recorrer estas amplias extensiones, y como novedad, podremos hacer uso de monturas, sin embargo, su implementación es un tanto experimental, ya que no se tiene la sensación de velocidad y la montura puede saltar al vacío sin recibir daño.

Hay que destacar como novedad importante el crafteo de Dragon Age Inquisition. Podremos crear y mejorar armas y armaduras, pócimas, bombas y runas. Mediante la nueva opción de resaltado de objetos del escenario no se nos escapará ningún material. El loteo es bastante grande e interesante, por lo que comprar o fabricar armamento ha pasado para mí como algo puramente anecdótico.

dragon-age-inquisition-9

Tardaremos horas en desbloquear los mapas y finalizar todas las misiones que se nos plantean

En cuanto a las misiones principales y las de personaje, frecuentemente se nos señala en pequeñas localizaciones del mapa de guerra. Salvo excepciones, tan solo podremos visitar la zona una vez, y después de acabar la misión, desaparece. No obstante, otras suceden en pequeños puntos de los mapas grandes, pero a veces se tiende a repetir el mismo lugar, lo que trae malos recuerdos de DA2. Por otro lado, los lugares donde se suceden las misiones son minúsculos, lo que provoca que tengan corta duración. Podríamos decir que hay cientos de misiones para compensar las pequeñas mazmorras.

Para finalizar, tenemos las operaciones, que se nos muestra con un símbolo amarillo en el mapa de guerra. En ellas, tendremos que resolver todo tipo de problemas echando mano de nuestros consejeros especializados: Leliana (espionaje), Josephine (diplomacia) y Cullen (ejército). Dependiendo de quien se haga cargo, tardará más o menos tiempo en solventarlo y variará el nivel éxito. Porque no es muy aconsejable enviar a Cullen para resolver un problema de un noble, ¿verdad? Ya que se tirará muchas horas y los resultados pueden ser catastróficos para nuestra reputación. Las operaciones son muy numerosas, pero se resuelven en un segundo plano, es decir, mientras estamos haciendo misiones recibiremos avisos en pantalla de informes de operaciones disponibles en la mesa de guerra. Cuando volvamos, podremos leer dichos informes donde se detalla la resolución. El problema de resolver muchos de los casos así es que deja ese anhelo de vivirlo. Al ganar experiencia completando todo tipo de misiones, ganaremos puntos para gastar en diferentes recursos que fortalecerán a la inquisición.

dragon-age-inquisition-3

Al terminar la operación recibiremos un informe con los resultados.

Ambientación

Lo mejor de Dragon Age Inquisition es sin duda su impresionante ambientación. En los grandes mapas recorreremos ubicaciones pintorescas, cada una con un ecosistema propio, clima y arquitectura. Pasaremos largas horas por lugares helados, selvas elficas, desiertos olvidados, bosques bañados por la costa y ciénagas oscuras. A menudo hacía un alto en el camino y echaba un vistazo alrededor y me quedaba asombrada de la belleza de cada lugar. La inexplicable sensación al ver las ruinas del pasado, de rodear las grandes esculturas que aún gobiernan las montañas y observar los edificios que se resisten al paso del tiempo.

dragon-age-inquisition-5

Las fortalezas que poseerá la inquisición también son dignas de mención, con cientos de estancias decoradas hasta el mínimo detalle y con NPCs que van de un lado al otro comentando nuestros avances. Un buen ejemplo de esto es el Feudo Celestial, el cual podremos redecorar, adquirir mejoras y comprar hasta muebles.

Los gráficos, especialmente el sistema de iluminación, merece halagos en PC y en las consolas de nextgen. Los efectos meteorológicos son espectaculares, y están presentes en segundo plano durante las cinemáticas. Son cientos los detalles que no han dejado escapar, con un apartado sonoro que hace la experiencia totalmente inmersiva y un apartado artístico con diseños para enmarcar. Son preciosas las cartas del tarot en la selección de compañeros, que cambian al avanzar en la historia, y las ilustraciones que acompañan al extenso códice. Hay mucho mimo puesto en los pequeños detalles.

Lamentablemente, la ambientación pierde riqueza con la escasez de pueblos y la falta de misiones secundarias con mini tramas interesantes. Se echa de menos la profundidad de Dragon Age: Origins con multitud de pueblos, algunos de ellos divididos en varios distritos, y con sus gentes, haciéndonos partícipes de un pedacito de sus vidas y pidiéndonos favores a modo de misión secundaria. Por otro lado, las mazmorras son muy pequeñas, ya no hay trampas ni laberintos, y en el mapa se especifica donde están las salidas. Para los jugadores que como yo consideran estos dos aspectos indispensables en un RPG, pueden sentirse un poco desilusionados.

Grandes personajes

El elenco de personajes es otro de los puntos fuertes de Dragon Age Inquisition. Meses antes del lanzamiento, EA y Bioware nos presentaron en video las caras que veríamos en el juego. Hay muchos viejos conocidos que volverán a acompañarnos en nuestro viaje, pero no todos serán jugables. Uno de los personajes estrella que ya vimos en Dragon Age 2, y que vuelve con aspecto renovado, es Cassandra, una guerrera de Los Buscadores de la Capilla, fiel a sus principios morales y con una fortaleza arrolladora. Junto a ella se hace también querer Varric, un pícaro con el que Cassandra tuvo unos “pequeños roces” en Dragon Age 2, ambos compartirán algunas de las más divertidas historias. ¿Os acordáis de Leliana? Aquella fiel creyente de la capilla que fue personaje jugable en DA: O, y que tuvo su cameo DA2, pues en Dragon Age Inquisition tiene un papel importante como espía, y a pesar de no ser jugable, viviremos algunos momentos intensos a su lado. Cullen también nos sonará del segundo juego de la saga, un ex-templario que liderará nuestro ejército y tampoco será jugable aunque nos pese. Otro que no tomará parte en el campo de batalla es nuestra embajadora Josephine, una encantadora mujer con modales exquisitos que se ocupará de lidiar con nobles y casas reales. ¿Queréis más? Pues por añadir unos cuantos más jugables tenemos a Dorian, un señorito de Tevinter; la la delincuente y alocada Sera, un qunari llamado Toro de Hierro que hace honor a su nombre, un guarda gris llamado Blackwall que ha perdido el rumbo, y Solas, un misterioso mago que en sus sueños visita el Velo. El punto negativo es la forma tan fría y artificial de reclutar dichos personajes; aparecen en un punto del mapa y sin apenas mediar palabra forman parte de la Inquisición. No hay una misión emocionante antes de ficharlos.

dragon-age-inquisition-2

Cassandra y Varric nos ofrecerán los mejores momentos

También tendremos contacto con otros conocidos de la saga que hacen pequeños cameos, el más conocido es el de Morrigan. Lo duro de contar con su compañía es que no es un personaje jugable y solo coge protagonismo hacia el final. No quiero desvelarlos más personajes, pero hay otros viejos conocidos que nos visitarán, y dependiendo del mundo que importamos con el Dragon Age Keep, cambiarán ligeramente sus circunstancias. De todas formas, y como ya dije en DA2, estos cameos me parecen un tanto cogidos con pinzas, como una forma fácil de intentar ganarse el corazón del fandom. Si Morrigan hubiera tenido un papel más activo desde el principio, como en Dragon Age Origins, el desarrollo de los hechos hubiera sido mucho más interesante y coherente.

Los personajes estarán más parlanchines que nunca. Durante las misiones no pararán de hablar entre ellos, y dependiendo de la combinación de personajes que hagamos, el tono cambiará, y se sucederán escenas muy curiosas dadas por las personalidades tan dispares de nuestros compañeros. Nuestro personaje tomará parte en los diálogos mientras correteamos por el mundo, y alguno sacará puntilla a todo lo que digamos. Si elegimos a Sera y Toro de Hierro hablarán de cosas pervertidas, si juntamos a Varric con Cassandra no pararán de reñir, pero sus conversaciones variarán a medida que avance el juego y se conozcan. Además, una vez que volvemos a nuestra base, podremos hablar con ellos de forma más relajada para repasar todo lo acontecido, conocer un poco más de sus vidas e intentar flirtear. Es curioso como han añadido el flirteo con todo tipo de personajes, incluso algunos secundarios, así que no importa la raza ni la orientación sexual, podremos tirar los tratos a quien queramos, aunque eso no garantizará el éxito en el ligoteo (Cassandra no se cambió de acera por mí :///).

dragon-age-inquisition-10

No todos los personajes responderán a nuestros flirteos, pero podemos intentarlo de todos modos

El menú radial ha ampliado las opciones de diálogo, y Dragon Age Inquisition tiene la friolera de 80,000 líneas, y opciones que van desde el clásico “investigar”, pasando por las habituales reacciones amigables, neutrales y agresivas, a otras nuevas que dan la posibilidad a nuestro compañero de responder por nosotros. También hay otras basadas en nuestra raza y clase. Por cierto, esto último influirá en cómo la gente reaccione ante nosotros, como ya pasaba anteriormente. Si os gusta leer e interactuar con el grupo, lo vais a disfrutar, así que no dudéis en agotar las opciones de diálogo, ya que desbloquearéis misiones extras y supone una parte muy importante de la experiencia que ofrece el juego.

dragon-age-inquisition-4

Además de la opciones clásicas de diálogo, se añadirán las de dejar a otro personaje responda por nosotros, o respuestas basadas en nuestra clase o raza

No quería cerrar el tema de personajes sin nombrar a Krem, un personaje transexual. Desde hace años Bioware traslada a sus juegos la igualdad de género, rompiendo con estereotipos, y creando personajes con orientaciones sexuales diversas. Con Dragon Age Inquisition la compañía da un paso más y nos presenta a un hombre encerrado en un cuerpo de mujer. Podremos hablar con él y nos relatará detalles de su identidad sexual y lo duro que ha sido vivir con ello. Por otro lado, Toro de Hierro, su jefe y amigo, lo defiende sin importa las razones, ya que, como él dice, no es nadie para juzgarlo.

 

Modo de combate

Ya alertaron durante el desarrollo que el juego iba a seguir con lo mostrado en DA2: combates más espectaculares y más ARPG. No es que me desagraden los Action RPG pero me gusta que las sagas sean fieles a su sistema, y si tiene que variar, que sea respetándolo.

Los efectos y animaciones de combate son espectaculares. Al lanzar un hechizo podemos observar su potencia gráficamente y los golpes se sienten poderosos, con una larga variedad de técnicas pero que con el paso de las horas puede resultar un “machacabotones”. El modo de combate pausado es ahora llamado Cámara Táctica, es decir, al activarlo se pausa la acción y podremos mover la cámara a través del campo de batalla y decidir qué ataque y contra quién ejecutarlos. Después se puede optar por volver a la acción o verlo en cámara lenta. No he tenido la necesidad de usarla salvo en contadas ocasiones, y me parece un modo innecesario tal y como ha cambiado el juego.

dragon-age-inquisition-6

Por suerte, Dragon Age Inquisition permite controlar a cualquier personaje del grupo (como sucedía en DA:O) y esto sin duda hace más amenas las batallas, pudiendo disfrutar de las diferentes clases y técnicas de nuestros compañeros. Por otro lado, hay que lamentar que el juego no disponga de las mazmorras inmensas de DA:O, por lo tanto, se ha reducido y a la vez perdido esa emoción por recorrer sus pasillos expectantes por ver que nos espera a la vuelta de la esquina.

 

Multijugador

Viendo lo bien que funcionó el multijugador de Mass Effect 3, ¿por qué no probar suerte en Dragon Age Inquisition? El modo multijugador es independiente de la campaña, por lo tanto, tenemos que seleccionar una clase y subirla de nivel a través de nuestras victorias en las misiones con objetivos que se nos plantean. Podremos crear partida e invitar a amigos, o esperar a que se unan jugadores anónimos, o si no unirnos a partidas ya creadas. Con el oro que ganemos podremos mejorar nuestras armas y armaduras, para ello deberemos comprar materiales con el dinero obtenido en el juego o con el de nuestra cartera (micropagos).

No he jugado suficiente pero mis impresiones son buenas y me ha parecido que es algo ideal para echarse unas risas con amigos. Los rankings competitivos y los DLC gratis como el que ha tenido lugar, alargan la vida de este modo, y espero que sigan prestándole apoyo como pasó con el ya nombrado ME3.

Conclusiones

Hay mucho mimo y esfuerzo en Dragon Age Inquisition para no repetir los errores de su antecesor. Sin embargo, coge elementos introducidos en DA2 e influencias de otras sagas adaptándolas a su universo de forma un tanto desafortunada. Bioware ha intentado un primer paso hacia un nuevo camino más enfocado a la aventura y personajes, restando peso a la construcción de mazmorras de larga duración y pueblos grandes, quizá para atrapar a una nueva generación de jugadores que no buscan un RPG denso, sino uno que les cuente una historia en un ambiente de fantasía.

Bioware tenía grandes ideas para Dragon Age Inquisition, quizá demasiadas, pero parece que se quedaron sin tiempo para desarrollarlas todas correctamente. Sin embargo, a pesar de las carencias, dispone de un buen número de momentos brillantes y grandes personajes que nos proporcionarán recuerdos inolvidables. Solo por esto merece la pena la experiencia.

Arashi
Sígueme en

Arashi

Aparte de patear traseros de piratas como gobernadora en Mêlée, soy una fanática de los videojuegos desde que de pequeña me regalaron la Atari 2600. Adoro las aventuras gráficas y los RPG, pero no le hago ascos al resto. Otra de mis pasiones es todo lo relacionado con Japón.
Arashi
Sígueme en
Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+1Pin on Pinterest0Email this to someone

Entradas relacionadas:

  • Mukatuku77

    Me ha encantado el análisis, creo que todavía me faltan unas cuantas horas de juego para poder aseverarlo por completo… pero creo que es bastante detallado y razonado como para no felicitarte por el 🙂

    Espero verte en el multi para cerrar unas cuantas grietas 😀

    • Gracias. Ya me contarás qué tal, porque de horas de juego tiene muchas 🙂