Análisis Batman Arkham Knight

Tras varios retrasos, nos llega por fin el cierre de la trilogía Arkham por parte de sus creadores Rocksteady, ya que Arkham Origins no fue desarrollado por estos, volcados en el desarrollo de este Batman Arkham Knight. Y pensaréis ¡Eso es bueno! Por supuesto lo que es, pues Batman Arkham Knight trae todo lo bueno que tuvieron los primeros y sorprendentes Arkham y le suma novedades realmente jugosas.

Batman-Arkham-Knight

Una de las cosas buenas que nos trae el primer Batman de nueva generación es la ciudad de Gotham, que es más grande y tiene más detalles que nunca, además de misiones y bandidos, por supuesto. La otra gran novedad, además de polémica en su jugabilidad e importancia, es la inclusión del coche de Batman, el batmóvil, el cual todos esperábamos para dar un vuelco a la libertad que en anteriores títulos se quedaba en que Batman solo podía sobrevolar de un edificio a otro.

Jugablemente estamos ante el día a día de Batman, donde no te faltarán misiones y lugares en los que tu ayuda no vendrá de más, con total libertad para planear entre edificios, usar el bat-garfio, ir caminando o coger el batmóvil, con el que viviremos los momentos más distintivos de este título, pues con el la jugabilidad cambia totalmente, con fases en las que nos obligarán a utilizar un “modo tanque” del vehículo, con el que nos defenderemos de vehículos enemigos con muy mala baba, en situaciones que quizás se repiten demasiadas veces durante la aventura, o situaciones en las que utilizaremos el coche de grúa para romper muros con todos los utensilios que tendrá equipados y que iremos mejorando a lo largo de la aventura.

Batman-Arkham-Knight-3

Se puede decir que Batman Arkham Knight es continuista, en cuanto a la forma de jugar, respecto a los demás títulos, esta vez con mayor variedad de misiones, mejoras en las peleas para que no se hagan tan parecidas a los anteriores arkham (con más variantes para no estar presionando prácticamente el mismo botón continuamente), posibilidad de escoger la prioridad de las misiones con una rama principal y montones de secundarias con las que desconectar de la historia.

En cuanto a la historia, Gotham se ve de nuevo amenazado bajo uno de los enemigos del murciélago, por lo que viviremos muchos giros y acontecimientos durante la aventura que te harán sudar las inquietudes del protagonista de una forma brillante, con un inesperado “acompañante” visto y enfrentado antes en la saga… pero desde otro punto de vista. Además, grandes personajes clásicos del universo Batman harán aparición, pero no como en otros juegos donde eran jefes finales sin más, esta vez de forma distinta, fuera y dentro de la trama principal.

Batman-Arkham-Knight-2

Técnicamente, el juego es de nueva generación en todas sus vertientes, más espectacular, con una mejor ambientación, prácticamente de película en cinemáticas y puesta en escena, a lo que se le añaden una música y efectos de sonido que recordarán irremediablemente a las últimas películas del hombre murciélago. Todo ello consigue enfrascarte en la aventura de una forma muy absorbente, como solo lo sabría hacer Rocksteady con el héroe de Gotham, y no consigue empañarlo ese efecto granulado que en consolas no podremos desactivar. El apartado sonoro es también espectacular, y además de la banda sonora notable, destacan las actuaciones de los actores de doblaje en inglés, especialmente los recién llegados como Jonathan Banks de Breaking Bad en el papel de Comisario Gordon y John Noble de Fringe como el Espantapájaros, aunque también podemos jugarlo en castellano con voces que nos resultarán bien conocidas, pero no alcanza al nivel del doblaje original. Es estupendo ver como grandes actores toman estos roles y dan semejante fuerza a un videojuego.

Una cosa que me encanta de la saga es que te hacen sentir como si fueras Batman. El mundo de los cómics, el detalle de la figura de Batman y todas las pequeñas cosas que están esparcidas en el juego para hacer que funcione. La compañía realmente acertó creando esa cercanía del mundo de Batman en el juego. Por otro lado, la narrativa de Batman Arkham Knight es excelente, y destaca sobre títulos anteriores. A medida que juegas estás viendo la destrucción de un hombre que ha pasado demasiado tiempo defendiendo unos ideales, y la forma en que lo transmite Rocksteady a lo largo del juego es sensacional.

Batman Arkham Knight es un título donde el viaje es mejor que el destino. La acción es tan buena como siempre, el guion es potente y visualmente es impresionante. El juego en general es un homenaje al universo Batman y una buena guinda a la saga de videojuegos creada por Rocksteady, añadiendo más ingredientes para hacerlo más variado. Sin duda, los aficionados al hombre murciélago y/o a las últimas películas de Batman no deberían perdérselo.

Sígueme en

Museboy

Como la mayoría de vosotros, crecí jugando a videojuegos y ahora intento transmitir toda la pasión por este mundo en La Fortaleza de LeChuck. También amo la tecnología. Seguidme en Twitter y sabréis de qué hablo.
Sígueme en

Entradas relacionadas: