Análisis Guacamelee!

Me he animado a comprar un tapado dentro del montón de juegos descargables que hay en PSN, “Guacamelee!”compatible con PS3 y PS Vita, y solo puedo decir una cosa… ¡Me ha flipado! Si echas de menos los Metroid clásicos y Metroid Other M, te pareció una verdadera M, sigue leyendo porque esto te interesa. Para empezar, tendrás que cambiar la ambientación galáctica, por México, moverte entre el mundo de los vivos y los muertos, y con homenajes a grandes juegos de la historia ¡Toca explorar y repartir “mantecaos” con Guacamelee!

Historia

La historia de “Guacamelee!” Nos situa en una pequeña villa mexicana donde sus aldeanos viven una pacífica vida. Un ataque de Carlos Calaca, que vuelve de entre los muertos, chafa la fiesta secuestrando a la hija de “El Presidente” de “Pueblucho”, la villa en la que crecimos. Nosotros, encarnando a Juan Aguacate, intentamos estropear los planes a Carlos y proteger a la joven a la que amamos, pero como un campesino más, no tenemos nada que hacer y  somos vencidos a las primeras de cambio. Pero algo desde dentro nos llama y nos invita a ser sucesor del guardián de la estatua de la plaza del pueblo, que nos cederá una máscara de lucha libre para convertirnos en el héroe de “Guacamelee!”.

 

Jugabilidad

De esta forma y a partir de aquí, comienza la perfecta mezcla de plataformas, acción arcade y exploración que conforman “Guacamelee!“. Es inevitable compararlo, a bote pronto, con los clásicos Metroid, cambiando los poderes de nuestra armadura por movimientos de lucha libre y habilidades (Todas con nombres divertidos y geniales) que iremos adquiriendo a lo largo de la aventura, y que serán esenciales para avanzar y entrar en todas las cavidades de su estudiado mapeado.

 

Avanzar, repartir guantazos, avanzar, encontrar sitios por donde todavía no podemos pasar (Por falta de habilidad), encontrar sitios por donde si podemos pasar, y cuando tengamos la habilidad idónea, podremos (¡deberemos!) repasar zonas ya revisadas para romper ese bloque que no nos dejaba pasar o entrar en ese pequeño agujero en forma de gallina. Sí, nos convertimos en gallina, una morphospera “Guacamelee! Style”. Menudos genios. Cabe destacar que a partir de cierto punto podremos intercambiar entre el mundo de los muertos y los vivos, que al estilo “Zelda”, darán forma diferente al mismo escenario, por lo que tendremos que jugar pensando en las dos vertientes para salir airosos.
Los combates también son de lo más entretenido. Variedad de enemigos y variedad en la forma de vencerlos, ya que algunos necesitarán de usar alguna habilidad especial según el color del aura que les rodee, añadiendo, por si no fuera poco, la posibilidad de que el enemigo esté en el mundo de los muertos y los vivos (Sí, ellos te pueden dañar pero tus golpes no darán a alguien que está en “el otro mundo”), haciendo que tengamos que idear también tácticas para ir paso a paso y acabar con todos. También tenemos espacio para enemigos finales, la mar de carismáticos y genuinos. Maravilloso, en serio que sí.

 

La dificultad del juego está perfectamente estudiada. No creáis que es fácil porque hay combates en las que soltaremos más de un taco y también las hay de habilidad con las plataformas (plataformear o rebotar en paredes entre pinchos e ir cambiando del mundo de los vivos al de los muertos para que aparezcan una pared u otra… ufff!) pero para no desesperarnos resucitaremos de forma inmediata si nos caemos o morimos, para seguir “en caliente” y seguir ideando la táctica para sobrepasar el bache. Vamos, que el juego no quiere que pierdas los nervios, quiere que te plantees el reto y disfrutes de su jugabilidad en todas sus facetas.

También encontraremos zonas pobladas de gente que nos mandarán algunas submisiones normalmente a resolver en esa misma zona. Por supuesto, no será por amor al arte, y tendremos recompensa a toda esa exploración con dinerito para comprar habilidades y la ampliación de la barra de vida y de energía (que se consume usando las habilidades más especiales). Recordar, además de todo eso, que “Guacamelee!” tiene un modo cooperativo en multijugador si conectamos un segundo mando en PS3 (modo del cual prescinden en PS Vita)

Apartado técnico

Técnicamente el juego es perfecto para el tipo de juego que es, con muy buenas y variadas animaciones, un scroll suave, sprites limpios y detallados… bueno en todos los aspectos que un juego de 2D nos pueda brindar. Todo adornado, además, con un apartado artístico de excepción, donde el cómic y el folklore mexicano queda totalmente retratado tal y como todos lo tenemos en nuestras mentes. Punto y a parte a los niveles, perfectamente diseñados y ambientados de forma variada en bosques, cuevas, picos nevados, desiertos…

 

A la música de “Guacamelee!” le voy a dedicar todo un párrafo porque lo merece. Sus melodías son pegadizas y rítmicas, animan a seguir adelante, y sobretodo, a repartir leches sin ton ni son, y eso es lo que tiene que hacer la música de un videojuego, ambientar y motivar al jugador. Escuchad algún temazo de Guacamelee!, trompetas, guitarras, timbales… ¡una maravilla! Mención a parte, la doble versión de cada canción haciéndola más tenebrosa cuando estamos en el mundo de los muertos.


Curiosidades

En una de las sidequest que pueblan el juego, una chica te dice que su hermano ha acabado en otro país donde un chico de túnica verde intenta evitar que resuciten a un hombre con cara de cerdo ¿Os suena? Link y Ganon. El hermano que busca esta chica se llama ERROR, y bueno, en realidad lo encontramos en la misma casa bien escondido. Por supuesto, tiene exactamente el mismo aspecto que este.
En “Santa Luchita” encontraremos un poster de “Grim Fandango” la maravillosa aventura gráfica de la extinta LucasArts que también está ambientada en México.
Las estatuas de donde sale el anciano que nos enseñará nuevas habilidades son idénticas a las Chozo de Metroid, con las que también allí, aprendemos alguna nueva habilidad para nuestra armadura.
Otro homenaje genial es hacia el final de la escalada en la Sierra Nevada, donde encontraremos un cuerpo y unas “tumbas” de Journey. Piel de gallina.
Me dejo algunas para que las descubráis por vosotros mismos, que no se diga que lo que estoy intentando es animaros a jugar a esta joya, y no desmenuzarla en pedazos, pero es que ¡Hasta en la música hay detalles que homenajean a otros juegos!(¡A ver si lo notáis!)

 

Conclusiones

Guacamelee! es un juego a la antigua usanza que usa varias formas de juego para resultar, en los tiempos que corren, totalmente refrescante. La combinación de la acción, con muchas habilidades que usaremos sin pensarlo (Odio los juegos que tienen doscientas habilidades de combate y te las han dado al final cuando ya termina el juego), la exploración y las habilidades para poder rejugar las zonas y descubrir nuevos secretos, junto a los homenajes a juegos queridos por todos los jugones, despertarán al más puro videojugador que llevas dentro, ese al que solo le importa divertirse apretando botones. Recuerda que el juego lo puedes conseguir en PS3 y PS Vita, totalmente en castellano, y tiene la opción de Cross-save para que guardes en una consola y continues la partida en otra. Absolutamente imprescindible, y más, como remarcaba al comienzo del análisis, si adoras la saga Metroid, o los Castlevania más “Castleroid/Metroidvania”.
Nota: 9/10
Sígueme en

Museboy

Como la mayoría de vosotros, crecí jugando a videojuegos y ahora, y desde 2011, intento transcribir toda la pasión por este mundo en La Fortaleza de LeChuck. Además de este mundillo también amo el de la tecnología, seguidme en Twitter y sabréis de que hablo.
Sígueme en

Latest posts by Museboy (see all)

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+1Pin on Pinterest0Email this to someone

Entradas relacionadas:

  • JIN

    En que plataforma lo has jugado?PS3 O VITA?

    • Donde más, en la Vita pero no he parado de pasar de una a otra con el crossave xD

  • Anonymous

    Ah! que genial ha de ser hallar una máscara con poderes :3